ANTOLOGÍAS
medellín y pr

gardel

El 24 de junio de 1935, ocurrió el accidente aéreo más recordado de la historia de Medellín, el cual terminaría con la vida de Carlos Gardel. El avión, un trimotor Ford F-31, de la compañía SACO, piloteado por un aviador estadounidense, llamado Stanley Harvey, despegó de Bogotá a las 12:30 PM, rumbo a Cali, donde Gardel tenía programado un concierto en el Teatro Jorge Isaacs.

A las 2:26 PM, el avión hizo una escala en Medellín, en el Olaya Herrera: en tanto lo abastecían de combustible, los pasajeros fueron a tomarse un refrigerio en el bar del aeropuerto. El itinerario del vuelo había sido publicado en El Colombiano y por eso el Olaya Herrera estaba lleno de fanáticos que querían ver a Gardel, quien firmó sus últimos autógrafos.

A las 2:50 PM, los pasajeros estaban de vuelta en el avión, el cual ya no estaba siendo piloteado por el aviador estadounidense, sino por uno colombiano, Ernesto Samper Mendoza, quien además era copropietario de la SACO.

A las 2:53 PM, Samper Mendoza encendió el motor del avión: aceleró, atravesó la pista de norte a sur, llegó hasta el final y dio media vuelta en espera de la señal para poder despegar.

Mientras Samper Mendoza esperaba la señal de vía libre, o sea que el señalero levantara la bandera a cuadros, por la calle de carreteo que desembocaba en la pista apareció otro avión trimotor, denominado El Manizales, de la compañía SCADTA, que estaba por volar a Bogotá.

A las 2:55 PM, el señalero levantó por fin la bandera a cuadros, entonces Samper Mendoza aceleró el avión en el que iba Gardel. Simultáneamente, en la calle de carreteo también le dieron vía libre al piloto del Manizales.

¿Qué pasó después? Tras 250 metros de aceleración constante, Samper Mendoza no pudo elevar el avión, siendo desviado por el viento hacia la calle de carreteo, donde recorrió 260 metros más, estrellándose de frente contra El Manizales: los relojes de ambos aviones se detuvieron para siempre a las 2:58 PM. Al día siguiente, las portadas de los principales diarios del mundo se las robaban titulares luctuosos como este, situando a la ciudad en el mapa: “Gardel y 16 personas más mueren carbonizadas en Medellín”.

Texto por JFR

ANTOLOGÍAS
medellín y pr

Caso de Canibalismo

El 11 de agosto de 1928, se conoció el caso de canibalismo más legendario de la historia de Medellín. Ese día, David Vásquez, mayordomo de la hacienda La Escocia, ubicada en el barrio La Mansión, descubrió lo siguiente en los límites occidentales de esa propiedad: “Una…

Cerro Maravilla

El 25 de julio de 1978, cuando se cumplían 26 años de Puerto Rico como territorio asociado de los Estados Unidos, los dos jóvenes de la primera foto fueron asesinados en el Cerro Maravilla, ubicado en el municipio de Ponce. ¿Quiénes eran? Arnoldo Rosado, de 23 años…

Fuego en la UdeA

El 8 junio de 1973, cuando una marcha avanzaba por la Avenida Barranquilla, fue asesinado un estudiante de economía de la U de A, sí, Luis Fernando Barrientos, por un agente del DAS, que le disparó directo al corazón. Tras el disparo, los estudiantes…

Marihuana

El 20 de marzo de 1954, en Sucesos Sensacionales, legendario semanario de crónica roja, se publicó el primer Diccionario del hampa de Medellín. Allí, en una de sus últimas entradas, los medellinenses de bien conocieron la palabra “Trabado”, cuyo significado era este: “Estar…

Hector Lavoe

El 22 de febrero de 1977, se cruzarían los destinos de dos almas atormentadas: Héctor Lavoe y Andrés Caicedo. Curiosamente, como si eso ya estuviera señalado, Héctor cumplía años el 30 de septiembre y Andrés un día antes, el 29 del mismo mes. Ese martes 22, El…

Toño Bicicleta

El 30 de noviembre de 1995, los periódicos de Puerto Rico anunciaban en primera plana la muerte de Toño Bicicleta, el prófugo más buscado de la isla del encanto. Fue abatido por un policía que le disparó con una escopeta en los genitales, dejando que se desangrara…

es_CO